080817B

En el Zócalo la pachanga…en Pino Suárez ¡los madrazos!…¿y los damnificados?

Ayer en la avenida Pino Suárez me tocó presenciar la bestialidad de un grupo de granaderos y la insensatez de un grupo de civiles. El día de ayer 8 de octubre, me apersoné  en lo que decían era una de las salidas del concierto “Estamos Unidos Mexicanos”, mismo sitio por donde muchas personas pretendían entrar al concierto, y donde ya no dejaban pasar a nadie, pues una barrera de granaderos, acompañados, en los flancos, por policías de seguridad pública, impedían el paso a la gente, la cual, molesta, no entendía razones y cono desquite, empezó a ofender a los policías para llamar su atención, diciéndoles que los dejaran pasar pues todavía había lugar en el Zócalo, sitio donde se celebraba un concierto supuestamente en apoyo del sismo del 19 de septiembre del presente año . Los policías hacían caso omiso a los reclamos y en un momento dado la tensión llegó a tal nivel que la policía, sobre todo los granaderos, realizaron una carga en contra de la gente, sin importar que había niños, ancianos, mujeres y que en general eran familias completas que estaban afuera esperando que se les diera oportunidad de entrar al mentado concierto. La corretiza sobre la gente fue a la altura del Museo de la Ciudad de México y hubo personas que se cayeron, gente que fue golpeada por los granaderos con escudos y con macanas y muchos, muchos espantados.

IMG_20171008_192616

Después de la corretiza, hubo una tensa calma, pero la gente seguía reclamando, hasta que en un momento dado ( y aquí soy puntual en que la policía fue irresponsable, pues su actuación pudo haber provocado una desgracia, y todo por no tener las mínimas nociones de manejo de masas), detrás del grupo de granaderos, por dónde era la salida del Zócalo, como habíamos mencionado lineas arriba, salieron unos jóvenes corriendo velozmente y detrás de ellos venían un grupo de granaderos; ya ambos chamacos, de entre 17 y 20 años, habían logrado sacar gran ventaja, cuando por desgracia, para uno de los jóvenes, este piso mal y se lastimó un pie y cayó, lo cual fue aprovechado por los granaderos que inmediatamente llegaron y sin miramiento, al verlo entregado y en el piso, porque se había lesionado, lo empezaron a golpear a puño cerrado y con las rodilleras, y a presionar el cuerpo del detenido contra el suelo, haciéndole manita de puerco en un brazo, lo cual a la gente le molestó, e indignada les empezó a reclamar para que lo dejaran, que no fueran abusivos, ( eran cuatro agentes de la ley), que eran unos malditos, etcétera; lo que se estila en ese momento.
IMG_20171008_192351
Ante el griterío, de repente, uno los policías se puso de pie y empezó a vociferar que lo habían agarrado porque era un ratero, esta declaración de inmediato provocó una reacción encontrada entre la gente, algunos siguieron reclamando el abuso policíaco y otros a gritar que lo siguieran golpeando. En un momento dado, la gente rodeó a los policías con el joven en el suelo y mientras algunos gritaban que dejaran al joven, que ya se había rendido, otros ( los menos), empezaron a gritar que si era rata se lo madrearan. En esos dimes y diretes estaban, cuando algunas personas dentro del grupo que rodeaba a los policías y al chavo, empezaron a patear al joven. Lo grave del asunto, es de que por el dicho de un policía que, sin mas ni mas, al gritar que el joven era un ratero, se convirtió en Ministerio Público, juez y verdugo (olvidando toda presunción de inocencia), y con ello transformó lo que podría haber sido un arresto simple, por la razón que fuera, en un intento de linchamiento; lo cual no llegó a suceder gracias a los mismos ciudadanos que detuvieron la golpiza que estaba recibiendo el detenido, el cual, finalmente, fue remitido. Todo esto a unos metros del Zócalo donde cantaba el cachetón Pepe aguilar; y en un operativo encabezado por el jefe de la policía hiram almeida.
En conclusión, entre otras muchas cosas, observamos que los policías de la Ciudad de México no saben manejar este tipo de situaciones, donde se involucran gran número de personas, pues, irresponsablemente, sin tener el derecho, ni estar dentro de sus funciones, acusan a personas de delitos que tal vez no existen y todo con tal de validar y justificar su actuación.
El gobierno de la Ciudad de México debería tomar cartas en el asunto para evitar una desgracia mayor y capacitar a sus elementos en el manejo de multitudes y sobre en este tipo de eventos, donde hay familias enteras y hay niños, pues se ve claramente que no saben controlar sus estados de ánimo ante la inconformidad de la población
#EstamosHundidosMexicanos

 

IMG_20171008_201344

@tenejapanboy

#EstamosHundidosMexicanos

No olvidemos

México de Luto

luto

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s